Aumenta tu productividad con esta rutina matutina

Aumenta tu productividad con esta rutina matutina

Aunque sea inconscientemente, todos tenemos una rutina en las mañanas que refleja cómo actuaremos y qué haremos en el día.

Lo primero que haces en el día sí importa, es por eso que te recomendamos algunos pasos que puedes incluir o evitar en tu rutina matutina diaria. Con esto seguramente encontrarás más energía y orden, menos estrés y ansiedad para comenzar cada uno de tus días.

Atención a tu respiración: Respira de manera consciente. Cuando abras los ojos inhala y exhala aire profundamente tres veces para activar tu sistema respiratorio. Procura llevar el aire al estómago cuando inhales, para después soltarlo lentamente.

Medita, limpia tu mente: La meditación, o las prácticas de atención plena, pueden ayudar a reducir tus niveles de estrés y evitar el agotamiento, mejorar tu salud mental y tu bienestar, aumentar tus niveles de creatividad, mejorar tu capacidad de empatía, ayudar a conciliar el sueño y mucho más.

No te bañes con agua tan caliente, si puedes, fría: El agua muy caliente no siempre es la mejor manera ni de despertar ni de cuidar a tu cuerpo. Al contrario, el agua fría te ayudará a despertar y traerá beneficios a tu cuerpo y piel.

Pero antes, ejercicio: Si puedes hacerte el tiempo, entrena algún deporte o dedícale tiempo al gimnasio en la mañana. El mejor ejercicio que puedes hacer por la mañana es salir a correr o pasear, ya que aprovecharás más horas de luz natural, favoreciendo tu ciclo circadiano. No obstante, si no quieres salir a correr cada mañana, puedes hacer algún ejercicio que disfrutes, poco después de levantarte. Hagas lo que hagas, puedes hacerlo con música, te dará una dosis de energía extra.

Deja el café para más tarde: No necesitas el café. Si sientes que te es necesario, en realidad es por el mal hábito que te has hecho de depender de la cafeína. Para bajar esa ansiedad, es mejor tomar tu primera taza entre las 9:30 y 11:30 de la mañana. Esto es así ya que a primera hora de la mañana nuestros niveles de cortisol se disparan, y es mejor aprovechar la energía natural del cuerpo que recurrir directamente a la cafeína. A partir de las 9:30, el café tiene numerosos beneficios para nuestra salud.

Prioriza: No salgas corriendo después de desayunar. Siéntate unos minutos para leer las noticias principales del día, y anotar en una lista qué tareas quieres llevar a cabo durante el día y cuáles son tus prioridades. Te hará sentirte mejor contigo mismo y ser  más productivo, una actitud que te acompañará el resto del día.

Planea: Comenzar el día sin un plan establecido es como ir a una carrera sin tener idea de la ruta o el destino: es posible que llegues al final, pero te sentirás estresado, agotado y, sin duda, quedarás rezagado respecto a los demás. Es por eso que consultar la agenda y hacer una lista de todo lo que se necesita hacer ese día es ideal.

¿Cuál de estos puntos ya está en tu rutina diaria?

Comentarios

LiveZilla Live Chat Software